El Control de los Océanos del Mundo ¿Preludio para la Guerra?

ww3_4covers
Escrito por: Rick Rozoff
Fuente articulo: Global ResearchTraducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens

Uno de los esfuerzos más monumentales y arrolladores, aunque sea pasado por alto frecuentemente, del gobierno de Bush por proyectar una dominación militar mundial y al hacerlo pervertir aún más las relaciones internacionales, es lo que su iniciador, John Bolton, en su capacidad de Subsecretario de Estado para Control de Armas y Seguridad Internacional llamó en sus días Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación (PSI).
Lanzada oficialmente el 31 de mayo de 2003, la PSI fue la más amplia aplicación de la proyección internacional del poder por parte de EE.UU. en la era posterior a la Guerra Fría, implicando como lo hace, nada menos que la capacidad de realizar vigilancia naval, interdicción [interdicción marítima, es la negación de acceso a puertos específicos a naves mercantes para la importación/exportación de mercancías a un país determinado o a varios países, N. del T.] y eventualmente acción militar desenfrenada en todos los océanos del mundo.

Después de y como suplemento para la Operación Libertad Duradera y sus seis áreas de responsabilidad desde el sur de Asia al Cuerno de África y del Océano Índico al Mar Caribe, la así llamada Operación Esfuerzo Activo, que colocó durante siete años todo el Mar Mediterráneo bajo su control, fue el preludio de la OTAN y prototipo para la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación. La PSI es una operación militar diseñada e implementada unilateralmente por Washington sin consulta previa con las naciones y pueblos de las áreas en cuestión.

Y como la Operación Libertad Duradera y la Operación Esfuerzo Activo, su autoproclamada misión es ilimitada en su alcance geográfico y en el alcance histórico.

La PSI fue anunciada con el supuesto objetivo de, según el siempre complaciente New York Times, “excluir materiales y contrabando nucleares.” Una norma suficientemente amplia como para incluir casi cualquier operación naval en cualquier sitio y con cualquier propósito real para el que Washington quiera emplearlo.

Y extender simplemente la presencia naval estadounidense y aliada y las capacidades de librar guerras a vías marítimas vitales y codiciadas, vías fluviales, regiones costeras, rutas de tránsito energéticas y militares y a cualesquiera mares en cualesquiera circunstancias en las que hacerlo cumpla con exigencias políticas y estratégicas existentes.

Fue, no obstante, puesta inmediatamente en paralelo con la amalgama manipulativa de Washington de armas de destrucción masiva con ‘terrorismo global’ como veremos más adelante.

En las alusiones predominantes de sus primeros días, el foco principal de la PSI fue Corea del Norte.

Después, Irán fue crecientemente identificado como justificación putativa para extenderla al Golfo Pérsico y, si EE.UU. y sus aliados pudiesen inventar algún método para llegar allí, el lago endorreico que es el Mar Caspio. Por cierto, el ex Secretario de Defensa Donald Misfield fue un ávido propugnador de lo que conceptuó como Guardia del Caspio.

El Mar Caspio es, claro está, una formación rodeada de tierra que no es accesible a las armadas, con la excepción de sus cinco Estados costeros.

Como será demostrado a continuación, la PSI no tardó en salir a la caza de “contrabando norcoreano” en los Mares Egeo y Negro, el Golfo Pérsico y el Mar del Sur de China, entre otros, aunque su mayor concentración sigue estando en Asia.

El mismo 22 de mayo de 2006, el artículo del New York Times, del que emana la cita anterior, también incluyó este apéndice revelador: “La iniciativa también involucra esfuerzos por limitar el financiamiento y transacciones comerciales sospechosas de Irán, Corea del Norte, Siria, Cuba y otros países.”

Los países mencionados son cuatro de los siete acusados por el gobierno de EE.UU. inmediatamente después de los ataques del 11-S de ser “Estados que apoyan el terrorismo,” es decir, Cuba, Irán, Iraq, Libia, Corea del Norte, Siria y Sudán.

Este autor escribió el 12 de septiembre de 2001, que de los siete Estados mencionados, sólo uno, Sudán, tuvo alguna conexión previa con Osama bin Laden, rota más de cinco años antes; que ninguno de ellos había reconocido el orden talibán en Afganistán (aunque los firmes aliados de EE.UU.: Pakistán, Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos sí lo habían reconocido, y los Emiratos sean la única nación árabe con un contingente militar en Afganistán para aumentar la ironía); y que tres de los siete países identificados – Irán, Iraq y Siria – habían sido víctimas del mismo extremismo al que se les acusaba de apoyar.

Los “apoyos estatales del terrorismo” fueron suplementados, y en la mayoría de los casos reemplazados, por la entonces Asesora de Seguridad Nacional, Condoleezza Rice, durante su audiencia de confirmación en el Senado como Secretaria de Estado en enero de 2005, cuando desveló la nueva lista de sentenciados, los “puestos avanzados de la tiranía:” Belarús, Cuba, Irán, Myanmar (Birmania), Corea del Norte y Zimbabue.

De las naciones mencionadas, algunas tienen sistemas parlamentarios multipartidarios: algunas son Estados de un solo partido; cinco tienen gobiernos seculares, una tiene un gobierno religioso. Desde el punto de vista de sus antecedentes religiosos: tres son predominantemente cristianas, dos budistas y una musulmana.

El único vínculo concebible que tienen en común es que cada una de ellas ha sido objeto de intensos e incesantes esfuerzos de EE.UU. y Occidente en general para aislarla localmente y estigmatizarla internacionalmente como preparativo por un proyectado “cambio de régimen.”

Y todas las seis tienen estrechas relaciones de Estado a Estado tanto con Rusia como con China.

Hay que suponer que un adversario, una ‘amenaza’ es necesitada en cada continente y región crítica, de modo que Europa tiene a Belarús; África a Zimbabue, Latinoamérica a Cuba; Oriente Próximo a Irán; y Asia, presumiblemente por su tamaño comparativo, a Myanmar y Corea del Norte.

Cuba, Irán y Corea del Norte son los únicos Estados que han pasado de ser “apoyos estatales del terrorismo” a “puestos avanzados de la tiranía.”

Si, como en el caso de las denominaciones urdidas antes mencionadas, la justificación inicial para la PSI fue suficientemente nebulosa como para servir cualquier intención y suficientemente maleable como para ajustarla al deseo de despliegues planificados contra nuevos adversarios por conveniencia, su evolución y extensión desmintieron su mito fundacional y revelaron las verdaderas intenciones de sus propugnadores.

Una breve cronología de la PSI desde su infancia y hasta su estado actual ilustrará que su campo de acción es mucho más amplio que la caza de carga que salga de, o vaya hacia, Corea del Norte,

A medida que la Iniciativa comenzaba a adquirir fuerza hacia su segundo año, el veterano periodista indio,

Siddharth Varadarajan subrayó el escepticismo, si no la sospecha, que despertó entre los principales poderes mundiales, y especialmente asiáticos.

“Más que instrumentos extra-legales para controlar la proliferación como la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación, Rusia y China subrayan la necesidad de sistemas legales multilaterales. Y anticipando que el programa de defensa de misiles de EE.UU. llevará muy pronto a la militarización del espacio, los dos países exigen una prohibición de toda carrera armamentista en el espacio exterior.” (The Hindu, 4 de julio de 2005)

Lo mencionado es una inspirada asociación y yuxtaposición de genuinas preocupaciones por la proliferación a versiones en gran parte ilusorias que sirven objetivos geopolíticos ocultos.

Es decir, EE.UU. regularmente frustra la oposición, por lo demás unánime, en Naciones Unidas a la militarización del espacio mientras agita el fantasma del contrabando en rincones del mundo frecuentemente oscuros que otras naciones, incluyendo las de la región correspondiente, no ven o por el cual no sienten preocupaciones.

Un importante periódico indio comentó sobre la PSI tres días antes de la cita mencionada que:

La PSI [Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación] es una iniciativa multinacional dirigida por EE.UU. que involucra la interdicción de países de terceros países en alta mar. Aparte de su dudosa legalidad, la PSI menoscaba explícitamente un enfoque genuinamente multilateral y equilibrado del problema de la proliferación. Entre los principales países en Asia que se oponen a la PSI están China, Indonesia, Malasia e Irán.” (The Hindu, 1 de julio de 2006)

El que dos de los cuatro países recién mencionados limiten con el Estrecho de Malaca que conecta el Océano Índico con el Océano Pacífico no es una coincidencia.

La importancia de ese Estrecho ha sido comentada por importantes dirigentes militares de EE.UU. en relación con el plan de EE.UU. de una armada de 1.000 barcos que examinaremos más adelante en este artículo.

Menos de un año después de la inauguración de la PSI, el primer ministro y ministro de defensa de Malasia de aquel entonces, Najib Razak, dijo de una manifestación regional de la PSI que “esto toca la cuestión de nuestra soberanía nacional.”

El Financial Times de Londres caracterizó la inquietud como sigue:

“Malasia e Indonesia se oponen a una propuesta de Washington de desplegar marines de EE.UU. con embarcaciones de alta velocidad para vigilar el Estrecho de Malaca, una de las rutas marítimas más activas del mundo… “La Iniciativa Marítima Regional de Seguridad fue desvelada durante el testimonio ante el Congreso de la semana pasada del almirante Thomas Fargo, jefe del Comando Pacífico de EE.UU. “La propuesta resulta de la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación (PSI)…

(Financial Times, 5 de abril de 2004)”

Casi dos años después el Ministro de Exteriores de Indonesia, Hassan Wirajuda, al rechazar la participación en la PSI, explicó la oposición de su nación:

“Si Indonesia se uniera a la iniciativa, EE.UU. y otros países grandes podrían realizar una interdicción para controlar si los barcos que pasan por las aguas llevan materiales vinculados a armas de destrucción masiva,” dijo [el Ministro de Exteriores Hassan Wirajuda] “Además, la iniciativa no se originó en un proceso multilateral, sino sólo por un grupo de naciones que tiene un objetivo común de realizar ciertas iniciativas,” dijo Wirajuda. “La iniciativa iba contra la convención de derecho internacional sobre la marina, la Convención de Naciones Unidas sobre la Ley sobre el Mar de 1982, subrayó Wirajuda.” (Xinhua News Agency, 17 de marzo de 2006)

No tardó mucho antes de que se confirmaran las aprehensiones de Indonesia y Malasia.

En agosto de 2005, EE.UU., Gran Bretaña, Australia, Nueva Zelanda y Japón realizaron el Ejercicio Sable Profundo como parte de la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación desde la base Naval Changi de Singapur en el Mar del Sur de China.

La Agencia de Noticias Xinhua de China, hizo la siguiente descripción:

“El Ejercicio Sable Profundo (XDS)… involucra una dotación de unos 2.000 miembros de las fuerzas armadas, guardias costeras, aduanas y otras agencias de los 13 países de la PSI, incluidos Singapur, EE.UU., Gran Bretaña y Australia, así como de diez barcos y seis aviones de patrulla marítima.” (Xinhua News Agency, 15 de agosto de 2005)

Otra nación en el Lejano Oriente que se ha negado a sumarse al PSI, que ahora tiene 70 países afiliados, es Corea del Sur.

Teme que su vecino del norte interpretará un bloqueo naval unilateral de sus costas y un ataque por la fuerza y confiscación de sus barcos como lo que son – actos de guerra – y que podría resultar en una nueva guerra peninsular con todas las de la ley.

Hace tres años, los medios estatales norcoreanos presentaron precisamente una perspectiva semejante.

“Corea del Norte advirtió a Corea del Sur contra la provocación de una ‘guerra nuclear’ si se une a un ejercicio internacional dirigido por EE.UU. orientado a interceptar armas de destrucción masiva, informaron los medios estatales. “Corea del Sur dijo el mes que enviaría un equipo a ‘observar’ un ejercicio de la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación (PSI) dirigida por EE.UU., frente a Australia en abril.” “Minju Joson, el periódico publicado por el gobierno del Norte, también advirtió el sábado que la participación de Seúl en el ejercicio “impediría que las relaciones inter-coreanas se desarrollen favorablemente y implicaría… una guerra nuclear en la península coreana.” (Agence France-Presse, 12 de febrero de 2006)

Agence France-Presse de hoy informa sobre un ‘estudio’ del Consejo de Relaciones Exteriores [CFR] de EE.UU. que declara que “EE.UU. y sus aliados podrían tener que desplegar hasta 460.000 soldados a Corea del Norte para estabilizar el país si colapsa y estalla una insurgencia, dijo un estudio privado estadounidense del 28 de enero.”

La cantidad precisa de soldados estipulada sugiere que el análisis del CFR difícilmente puede ser sólo teórico.

Y menciona de modo bastante despreocupado, como de pasada, que:

“Corea del Norte linda con dos grandes potencias – China y Rusia – que tienen importantes intereses en juego en el futuro de la península. Es virtualmente seguro que se involucrarían activamente en cualquier crisis futura que tuviera que ver con Corea del Norte.’”

No se diga que EE.UU. no haya ignorado temerariamente la preocupación de Corea del Sur al presionar a Seúl al respecto.

La PSI es el componente naval internacional de un esfuerzo mucho mayor dominado por EE.UU. por expandir la dominación militar occidental en todo el mundo a través de la OTAN.

Un artículo llamado “EE.UU. quieren que Corea forje vínculos militares con la OTAN,” observó que:

“[Un responsable sudcoreano] dijo que Washington apunta a impedir la proliferación de armas de destrucción masiva por Corea del Norte aprovechando a la OTAN aparte de la PSI…” (Chosun Ilbo, 23 de noviembre de 2006)

En un despacho intitulado “El próximo gobierno puede considerar unirse a un programa de defensa de misiles de EE.UU.,” un periódico sudcoreano informó que:

“Corea del Sur se ha mostrado renuente a unirse a la PSI en el pasado por temor a incitar al Norte, aunque recientemente se informó que el Ministerio de Asuntos Exteriores y Comercio propuso al equipo de transición que se otorgue seria consideración al asunto.” (Hankyoreh, 21 de enero de 2008 )

La PSI también ha sido aprovechada para apuntalar a otros componentes de la OTAN en Asia, incluidas Australia y Nueva Zelanda.

En abril de 2006, EE.UU., Australia, Gran Bretaña, Japón, Nueva Zelanda y Singapur realizaron un “ejercicio internacional contra el terror” de tres días de duración en el norte de Australia.

En julio del año pasado, un ejercicio similar fue realizado en Nueva Zelanda, que otrora se enorgullecía de su supuesta neutralidad, sobre el que un periódico local informó:

“En lo que será visto como otro paso en la ruptura de 20 años de suspensión total por EE.UU. de su participación conjunta en ejercicios militares rutinarios, sus militares estarán fuertemente representados en un contingente de más de 30 que llegarán a Auckland para el Ejercicio Maru. “El ejercicio… está siendo expandido como parte del compromiso de Nueva Zelanda con la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación.” (The Dominion Post, 22 de julio de 2008 )

En el ínterin entre los ejercicios militares de la PSI australiano y neozelandés, un ejercicio de 41 naciones, Escudo Pacífico 07, fue realizado frente a Japón:

“Barcos y aviones de Australia, Gran Bretaña, Francia, Japón, Nueva Zelanda y EE.UU. fueron desplegados en el primer día del ejercicio de tres días en el Mar de Sagami frente a la Bahía de Tokio… bajo la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación presentada por el presidente de EE.UU.,

George W. Bush en 2003.”

Como parte de la incorporación de India a la OTAN asiática y global, también ha sido proyectada su inclusión en la PSI.

Un comentario indio de 2007 señala:

“En los últimos años, Nueva Delhi parece estar haciendo lo imposible por acomodar los “intereses estratégicos” de Washington. Ejercicios militares conjuntos involucrando a los ejércitos de los dos países se han intensificado en su alcance y magnitud desde que comenzaron a mediados de los años noventa. “El deseo de Washington de cercar a China con una alianza favorable a EE.UU. es bien conocido. La dirigencia japonesa ha estado llamando a Nueva Delhi a sumarse a proyectos inspirados por Washington como ser la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación.” (Frontline, 14-27 de julio, 2007)

Y el mismo año Siddharth Varadarajan escribió:

“Aunque India sigue oponiéndose a la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación (PSI), los últimos dos ejercicios navales ‘Malabar’ han visto ejercicios relacionados con la PSI como ser la interdicción marítima y operaciones VBSS (visita, abordaje, busca, confiscación).” (The Hindu, 5 de julio de 2007)

La busca en todo el mundo, en permanente expansión, de “contrabando norcoreano” ha seguido un curioso camino desde el Océano Índico al Golfo Pérsico, el Mediterráneo y el Mar Negro.

En octubre de 2006, barcos de guerra de EE.UU., Gran Bretaña, Francia, Italia, Australia y Bahréin participaron en un ejercicio de la PSI frente a la costa iraní en el Golfo Pérsico.

El sucesor de John Bolton en el Departamento de Estado, Robert Joseph, había preparado antes el trabajo preliminar al haber “visitado recientemente a los vecinos de Irán: Bahréin, los Emiratos Árabes Unidos, Omán, Kuwait, Arabia Saudí y Qatar, aparte de Egipto, para discusiones sobre cómo manejar la amenaza desde Irán. Las consultas tuvieron que ver con el trabajo conjunto dentro del contexto de la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación…” (Departamento de Estado de EE.UU., 21 de abril de 2006)

Cinco meses antes del ejercicio en el Golfo Pérsico, EE.UU. dirigió Sol Anatolio-2006, un ejercicio naval multinacional frente a la costa mediterránea de Turquía.

Una fuente noticiosa italiana publicó el siguiente informe:

“Turquía recibirá un ejercicio militar conjunto con tropas de EE.UU. en el Mediterráneo oriental que comenzará el miércoles – una demostración de fuerza que tiene lugar mientras Washington aumenta la presión sobre Teherán por su programa nuclear. “Ostensiblemente como parte de la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación (PSI) contra Armas de Destrucción Masiva (ADM), funcionarios estadounidenses citados en el periódico New York Times describieron las maniobras como señal de la determinación de Washington de impedir que misiles y tecnología nuclear lleguen a Irán.” (ADN Kronos International, 23 de mayo de 2006)

Refiriéndose a la misma operación, el New York Times agregó que: “EE.UU. está tratando de persuadir a países amigos cerca del Golfo Pérsico, el Mar Arábigo y el Océano Índico para que participen en los ejercicios…” (New York Times, 22 de mayo de 2006)

Más hacia oeste, EE.UU. reclutó a Chipre para la PSI en abril de 2005.

En mayo del año pasado, EE.UU. y Polonia presidieron otra operación de la PSI, Escudo Adriático 08, con sede en Croacia, que incluyó la participación de Bosnia, Croacia, Italia, Montenegro y Eslovenia.

Siete meses después, el Congreso de EE.UU. elogió a Croacia – la misma de la tristemente célebre Operación Tormenta de 1995 dirigida por EE.UU. y con nostalgia persistente por los ustachás colaboracionistas con los nazis – con una resolución que expresa la certeza de EE.UU. de que “Croacia dará una contribución significativa a la OTAN y que ya ha enviado su contingente a Afganistán “como parte de la Fuerza Internacional de Ayuda a la Seguridad dirigida por la OTAN [y] Croacia “participa en la Iniciativa Internacional de Seguridad contra la Proliferación con naciones del mismo parecer de todo el mundo…”

(Hina, 15 de diciembre de 2005)

En la cumbre de la OTAN del año pasado en Rumania, Croacia fue invitada a unirse a la Alianza como miembro pleno y será enlistada como tal en la cumbre del 60 aniversario de la OTAN el 3 y 4 de abril.

Del mismo modo el testaferro estadounidense en Ucrania, Viktor Yushchenko, camino de la OTAN a los 2.400 kilómetros de frontera con Rusia, prometió hace un año que “Ucrania interactuará activamente con Estados miembro de la OTAN dentro de los nuevos mecanismos de cooperación en el cumplimiento y la implementación de tratados fundamentales relacionados con la seguridad internacional. En particular, nuestro Estado ha accedido a la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación…” (ForUm, 16 de enero de 2008).

Respecto al tema general de la relación de la PSI con la OTAN Global, estos pasajes de un discurso de 2005 del Secretario General Jaap de Hoop Scheffer en Japón aclararán las cosas:

“Queremos asegurar que una proporción mucho mayor de nuestras fuerzas militares están rápidamente disponibles para operaciones lejos de casa.”… “También comprendemos perfectamente que afrontar las amenazas globales de la actualidad requiere la cooperación internacional más amplia posible y por lo tanto estamos realzando las relaciones con nuestros países asociados en Europa, el Cáucaso, y Asia Central, y en el Norte de África y Oriente Próximo.” “Y como muchos Aliados de la OTAN, vosotros [Japón] sois también participantes activos en la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación…” (OTAN Internacional, 4 de abril de 2005.)

Lo que precede establece que, igual como en el caso del estacionamiento por Washington de instalaciones de interceptores de misiles con un potencial de primer ataque en una tercera posición en Europa Oriental, Corea del Norte e Irán son más pretexto que causa.

Y la implacable, persistente, estrategia subyacente es expandir y mantener despliegues militares globales para chantajes así como ataques.

Si la Operación Libertad Duradera – Afganistán – de EE.UU. apunta a asegurar entre otras tareas el control naval estadounidense y aliado sobre el Océano Índico; si la Operación Libertad Duradera – Filipinas – lleva el poder naval occidental al Sudeste Asiático; si la Operación Libertad Duradera – Cuerno de África – solidifica el control del Mar Arábigo, el Golfo de Adén y el Mar Rojo, con la reciente ayuda de la OTAN y la UE en Operación Atalanta; si la Operación Esfuerzo Activo de la OTAN controla toda la navegación hacia y a través del Mediterráneo, complementada por el bloqueo naval del Líbano – que pronto será copiado en Gaza – por Alemania y otras naciones de la OTAN; si todas esas operaciones aseguran la dominación de partes críticas de los océanos y mares del mundo, la Iniciativa de Seguridad contra la Proliferación es cada vez más la estructura global que los integra a todos.

Y por debajo de todo y apuntalando la PSI está lo que el actual Presidente del Estado Mayor Conjunto de las fuerzas armadas de EE.UU., Michael Mullen, llamó la Armada de Mil Barcos mientras desarrollaba su estrategia como Jefe de Operaciones Navales, en un artículo del 29 de octubre de 2006 en el Honolulu Advertiser.

La Armada de Mil Barcos, dijo Mullen: “[Es] una cooperación marítima global que une a fuerzas marítimas, operadores portuarios, fletadores comerciales, y agencias internacionales, gubernamentales y no gubernamentales para encarar inquietudes mutuas.”

El año siguiente la publicación de la Armada de EE.UU. Navy Newsstand resumió el asunto:

“El Vicealmirante John G. Morgan, Jr., jefe adjunto de Operaciones Navales para Informaciones, Planes y Estrategia y el Contraalmirante Michael C. Bachman, comandante del Comando de Sistemas de Guerra Espacial y Naval, explicaron que la Armada de Mil Barcos es una red de armadas internacionales asociadas que trabajarán juntas para crear una fuerza capaz de vigilar todos los mares. “Se aproxima una nueva era naval y estamos haciendo cosas apasionantes al prepararnos para ella,” dijo Morgan. “La Armada enfrenta un desafío… La Armada se desplaza y presenta al mundo la idea de una Armada de Mil Barcos para patrullar los mares.” “Esta idea de la Armada de Mil Barcos tiene que ver con una red marítima global, una inmensa red de coparticipación,” dijo Morgan. Es el mayor desafío que enfrentamos: una red de armadas integradas de muchos países con un objetivo común de patrullar los mares del mundo.”

Recordemos esta noticia: La OTAN Prueba el Imperial Hammer,Sardeña.Italia 11-10-2008

La Estrategia Militar China para el Siglo XXI (I)

n-chineartilleriedefile
Autora: Heinz Dieterich
Fuente: Rebelión

01-02-2009

1. Estrategia militar china y sobrevivencia de la humanidad

El imparable ascenso de China a potencia mundial y su adecuada inserción geopolítica en el orden mundial del Siglo XXI determinarán, sin duda, el futuro de la humanidad. Si se repitiera la experiencia del Siglo XX, donde el ascenso de las flamantes potencias Alemania-Japón-Estados Unidos llevó a los cataclismos de la Primera y Segunda Guerra Mundial, la humanidad desaparecería en un holocausto nuclear.

El uso inteligente y moderado del poder chino es, por lo tanto, no solo un asunto de seguridad nacional del Imperio chino, sino de sobrevivencia de la especie humana. Siendo el poder militar el último y decisivo poder del Estado (ultima ratio regis), la sabiduría (o simpleza) de la estrategia militar y visión geopolítica de la República Popular de China (RPC) es vital para la coexistencia pacífica o bélica en el planeta. Un reciente documento estratégico del Consejo de Estado de la RPC ha definido los respectivos parámetros de Beijing para el Siglo XXI.

2. Poder económico y poder militar

El punto de partida de la geopolítica militar del “Reino Celeste” es el dramático cambio cualitativo en sus relaciones con el resto del mundo. La economía china se ha vuelto “una parte importante” de la economía mundial y el país se ha convertido en un “importante miembro del sistema internacional”. La implicación de esta creciente interdependencia es que China “no puede desarrollarse de manera aislada del resto del mundo”, como el mundo tampoco puede “disfrutar de la prosperidad y estabilidad sin China”.

El Siglo XXI presenta una nueva situación histórica para la República Popular de China (RPC), situación ante la cual se compromete con el “camino del desarrollo pacífico”; de sus políticas de “reforma, apertura y modernización socialista”; de una política exterior “independiente y pacífica” y una política de defensa nacional que tiene como único objetivo la “protección de su territorio y de su población”.

El principio de conducción de la RPC es una visión científica del desarrollo como eje para la defensa nacional y las fuerzas armadas; el país “se adapta activamente a las nuevas tendencias en el desarrollo global militar”, con el objetivo principal de guardar “la soberanía nacional, la seguridad y el desarrollo y entendiendo a la reforma y la innovación como su “principal fuerza dinámica”.

3. La reconfiguración del sistema internacional

Pese a que la paz y el desarrollo son los “principales temas” de nuestro tiempo, los desafíos globales están creciendo y nuevas amenazas de seguridad emergen en el sistema mundial que se está reacomodando. El “ascenso y declive de fuerzas estratégicas internacionales se acelera” y grandes potencias “compiten entre sí y tratan de controlarse mutuamente”, mientras que “grupos de nuevas potencias emergentes se desarrollan. En consecuencia se produce un profundo reacomodo del sistema internacional.”

4. Peligros para la paz mundial

La paz mundial y el desarrollo encuentran múltiples desafíos y dificultades. Como en los tiempos del imperialismo clásico las luchas por los “recursos estratégicos, zonas estratégicas y la dominación estratégica se han intensificado”. Al mismo tiempo, el “hegemonísmo y la política de poder sigue existiendo”, turbulencias regionales siguen expandiéndose y nuevos conflictos y guerras locales emergen.

5. Creciente importancia de las armas en la diplomacia

La influencia de factores de seguridad militar en las relaciones internacionales está incrementándose. Impulsada por la competencia entre la fuerza nacional y el desarrollo de la ciencia y tecnología de los países, la “competencia militar internacional es cada vez más intensa”, mientras que “la revolución mundial en asuntos militares alcanza un nuevo nivel”. Algunas grandes potencias están “redefiniendo sus estrategias militares y de seguridad, incrementando la inversión militar, acelerando la transformación de sus Fuerzas Armadas y desarrollando avanzadas tecnologías militares, armas y equipo. Las fuerzas estratégicas nucleares, la militarización del espacio, sistemas de defensa antimisiles y sistemas de inteligencia globales y tácticos son prioritarios en sus esfuerzos de fortalecer a sus Fuerzas Armadas”. Algunos países en desarrollo también buscan activamente adquirir “armas y equipos avanzados”. Todos los países atribuyen ahora más importancia “a la fuerza militar para apoyar sus esfuerzos diplomáticos”.

6. La relación con el imperialismo estadounidense

La situación de seguridad china ha “mejorado persistentemente”. Los logros de su proyecto de modernización han llamado “la atención mundial”. El nivel de vida de la gente “ha mejorado, la nación es estable y unificada” y la fuerza nacional de China ha aumentado “sustancialmente”. Sin embargo, el país se encuentra ante “la superioridad de los países desarrollados en la economía, la ciencia, la tecnología y lo militar.” También se encuentra frente a “maniobras estratégicas y una política de contención desde fuera, mientras está obligado a que combatir la disrupción y el sabotaje de fuerzas separatistas y hostiles desde adentro”. Encontrándose en “una fase de transición social y económica, China enfrenta muchas circunstancias y aspectos nuevos en lo referente a la estabilidad social”.

El impacto de factores de incertidumbre y desestabilización en el “entorno de seguridad externo, sobre la seguridad nacional y el desarrollo, crece”. En particular, Estados Unidos continúa “vendiendo armas a Taiwan, violando los principios que fueron establecidos en tres comunicados conjuntos sino-estadounidenses, causando serio daño a las relaciones entre China y Estados Unidos y a la paz y estabilidad en el estrecho de Taiwan”.

Pese a tal escenario, la RPC insiste en el progreso por medio de “diálogos y la cooperación con otros países” y se opone a “la ampliación de las alianzas militares y los actos de agresión y expansionismo. China nunca buscará hegemonías o el expansionismo militar, ni ahora ni en el futuro, y sin importar el grado de su desarrollo económico”.

Aqui mas informacion sobre la China y sus capacidades mlitares

Estados Unidos se Moviliza para Consolidar Nuevas Rutas para los Suministros hacia Afganistán

Articulo escrito por: James Cogan
Fuente original : World Socialist Web Site
Traducido del inglés para Rebelión por Sinfo Fernández

30-01-2009

El comandante de las fuerzas estadounidenses en Asia Central, el General David Petraeus, anunció la pasada semana que había llegado a un acuerdo con el gobierno ruso para que facilitara el tránsito de suministros de índole “no militar” a través de su territorio destinados a las fuerzas de ocupación estadounidenses y de la OTAN desplegadas en Afganistán.

Petraeus hizo una declaración desde la capital pakistaní de Islamabad el 20 de enero, tras su visita a las repúblicas centroasiáticas de Kirguizistán, Kazajstán, Turkmenistán y Tayikistán, y su breve escala en Kabul para reunirse con el Presidente afgano Hamid Karzai.

Según Petraeus, el acuerdo permitirá que suministros logísticos esenciales como son los de fuel, alimentos y equipamientos para la construcción transiten por la red de ferrocarriles y carreteras rusas a través de Kazajstán y Uzbekistán hacia el norte de Afganistán, una de las pocas áreas del país ocupado donde las fuerzas de la OTAN no están teniendo que hacer frente a continuos ataques de los insurgentes vinculados con el anterior régimen talibán o con otras organizaciones de la resistencia de origen islámico.

Petraeus declaró a los periodistas: “Como tenemos el propósito de intensificar los combates en Afganistán, es muy importante que podamos disponer de varias rutas para llegar hasta ese país. Hemos alcanzado acuerdos sobre rutas de tránsito que incluyen ahora a varios países del Asia Central y también a Rusia”.

El viernes, el presidente ruso Dmitry Medvedev anunció en el curso de una visita oficial a Uzbekistán: “Estamos preparados para desarrollar una cooperación total con todos los países para reforzar la seguridad en Afganistán, incluidos los Estados Unidos. Confiamos en que la nueva administración tenga más éxito que la anterior en resolver la cuestión afgana”.

Representantes de la OTAN y de Rusia están manteniendo hoy [26 enero] una cumbre en la que la cuestión de Afganistán figura en primer lugar. Las conversaciones son las primeras que se celebran desde que se congelaron las relaciones tras la intervención de Moscú apoyando la invasión georgiana de Osetia del Sur.

La ruta diplomática para los suministros es un aspecto de la política exterior de la nueva administración de Obama, comprometida con una espectacular intensificación de la guerra afgana y con una nueva extensión de los intereses imperialistas estadounidenses en Asia Central. Este año, van a desplegarse en el conflicto hasta 30.000 soldados estadounidenses más.

Para comandantes como Petraeus, que están preparando los planes tácticos para esa escalada, el tema de los suministros y la logística para sus tropas en aquel país sin salida al mar amenaza con prolongarse.

Durante los pasados siete años, el grueso de los suministros de EEUU y la OTAN para la guerra habían transitado a través de Pakistán, desde el puerto de Karachi, a través del Paso Khyber y otros cruces a lo largo de la frontera con Afganistán.

Esta ruta pasa a través de la Provincia Fronteriza del Noroeste de Pakistán (NWFP, por sus siglas en inglés) y por sus Áreas Tribales Federalmente Administradas (FATA, por sus siglas en inglés), cuya población étnica mayoritaria pastún comparte un lenguaje, cultura y religión comunes con los pastunes del sur de Afganistán, y considera que la resistencia emprendida contra la invasión estadounidense y de la OTAN es también su guerra. Como ocurrió durante la ocupación soviética de Afganistán, la región de la frontera pakistaní ha proporcionado un puerto seguro a las guerrillas afganas y un campo abonado para el reclutamiento de nuevos combatientes.

Bajo las presiones de Washington, el gobierno y el ejército pakistaníes han dirigido unas operaciones militares inmensamente costosas e impopulares para intentar acabar con la actividad insurgente en la FATA, con lo cual lo que se ha conseguido es que aumente el odio contra la ocupación estadounidense y se multiplique el apoyo hacia las corrientes islamistas que abogan por la resistencia.

Durante el pasado año, el crecimiento de la insurgencia se vio reflejado en los cada vez más frecuentes ataques contra convoyes y almacenes de suministros dentro del territorio pakistaní. En lo que va de mes, el Paso Khyber ha estado cerrado en dos ocasiones por cuestiones de seguridad, a la vez que un grupo tribal bloqueó el paso hacia el norte de la ciudad de Quetta tras matar el ejército a un hombre de la localidad.

La extensión de la guerra afgana a Pakistán es el principal factor de los esfuerzos para desarrollar vías alternativas para los suministros.

A lo largo de toda su campaña electoral en EEUU, Barack Obama insistió una y otra vez en que iba a ordenar atacar objetivos de la insurgencia en el interior de Pakistán, con o sin el acuerdo del gobierno pakistaní. La administración Bush ha estado poniendo en marcha la política de Obama desde el mes de agosto. Las fuerzas estadounidenses han perpetrado alrededor de 30 ataques aéreos en la FATA, haciendo caso omiso de las protestas de Islamabad.

Los primeros ataques bajo la presidencia de Obama se llevaron a cabo el pasado viernes con aviones teledirigidos Predator, que destruyeron bastantes casas en las zonas del Norte y Sur de Waziristan y mataron al menos a 18 personas.

Sin embargo, desde un punto de vista militar, esas operaciones supuestamente “de precisión” han sido ineficaces. De los aproximadamente 260 muertos, el gobierno pakistaní ha estimado que la inmensa mayoría no eran ni combatientes ni líderes de la resistencia sino campesinos pastunes, entre los que había decenas de mujeres y niños. Los ataques han inflamado la hostilidad tribal contra los ocupantes de Afganistán y contra la colaboración del gobierno pakistaní con el imperialismo estadounidense.

Una operación de envergadura para acabar con la actividad insurgente en la FATA necesitaría cada día de docenas de salidas de la aviación de EEUU y la OTAN en violación de la soberanía nacional de Pakistán. Una vez alcanzado cierto nivel, sería también necesario desencadenar operaciones terrestres por un territorio escarpado, que se extiende a lo largo de la frontera afgana, contra las concentraciones de combatientes talibanes que el ejército pakistaní no ha podido, o no ha querido, erradicar de la zona.

Es decir, que habría que declarar abiertamente que la FATA es parte del escenario de guerra afgano. Las consecuencias impedirían utilizar Pakistán como ruta segura de tránsito.

La medida de la importancia de la cuestión de los suministros se aprecia en las especulaciones existentes en los círculos de la política exterior y del ejército estadounidense que están incluso justificando los pasos que EEUU está dando para poner fin a décadas de estancamiento con Irán. Con mucho, la ruta más corta y la más conveniente hacia Afganistán sería por tierra, desde el puerto iraní de Chahbahar en el Mar Arábigo hasta la ciudad afgana de Zaranj.

Los ingenieros indios acaban de completar la construcción de una autopista desde Zaranj hasta la ciudad de Derlaram, donde enlaza con la red de carreteras más importantes que unen las principales ciudades del país. El gobierno indio financió el proyecto para contrarrestar la negativa de Islamabad a permitir que los productos indios transiten a través de Pakistán hacia Afganistán. El ejército estadounidense podría utilizar la misma carretera como alternativa e enviar los suministros a través de la FATA.

Petraeus mencionó el año pasado los “intereses comunes” compartidos por EEUU y el régimen fundamentalista chií en Teherán en relación a Afganistán: impedir el retorno al poder de los extremistas sunníes; acabar con el tráfico de drogas y abrir nuevos mercados comerciales.

El think tank Stratfor, muy próximo a las agencias de inteligencia estadounidenses, comentó el 23 de enero: “Si pudiera lograrse un acuerdo entre EEUU e Irán, las fuerzas occidentales podrían así reducir su dependencia de las principales rutas a través de Pakistán y evitar quizá los costes logísticos y geopolíticos de tener que transportar suministros a través de Asia Central. EEUU podría claramente beneficiarse de la cooperación iraní en Afganistán…”

En estos momentos, tal “cooperación” no existe. Por tanto, la administración Obama no ha tenido más remedio que negociar con Rusia si quiere que progresen sus planes para conseguir el sometimiento de Afganistán. El Presidente ruso Medvedev ha indicado que Moscú pedirá a cambio concesiones importantes en temas tales como la expansión de la alianza de la OTAN y el sistema defensivo de misiles estadounidense. Si esas negociaciones se complicaran, la opción iraní puede ir ganando atractivo.

Enlace con texto original: www.wsws.org/articles/2009/jan2009/supp-j26.shtml

Aqui un articulo anterior sobre el mismo tema

Revolucion


Video extraido de: The One Revolution09

Embarque de armas de excepcional tamaño de EE.UU. a Israel

Embarque de armas de excepcional tamaño de EE.UU. a Israel

¿Preparando una confrontación con Irán?

Una inmensa entrega de armamento de EE.UU., que consiste de 3.000 toneladas de “munición” será embarcada a Israel. El tamaño y la naturaleza de los embarques son descritos como “fuera de lo normal:”
“El embarque de unas 3.000 toneladas de munición de una sola vez es mucho,” dijo un corredor marítimo, bajo condición de anonimato.

“Este (tipo de pedido) es bastante raro y no hemos visto mucho al respecto cotizado en el mercado durante años,” agregó.

“Los corredores marítimos en Londres que se han especializado en el transporte de armas para las fuerzas armadas de EE.UU. y Gran Bretaña en el pasado dijeron que semejantes contratos de fletes a Israel son raros. (Reuters, 10 de enero de 2009)

El Pentágono ha confiado a una compañía de la marina mercante griega que entregue las armas a Israel:

“EE.UU. busca fletar un barco mercante para entregar cientos de toneladas de armas a Israel desde Grecia durante este mes, muestran documentos de licitación pública vistos por Reuters.

“El Comando de Embarque Militar Marítimo de la Armada de EE.UU. (MSC) dijo que el barco debía transportar 325 contenedores estándar de 20 pies de lo que es mencionado como “munición” en dos viajes separados desde el puerto griego de Astakis al puerto israelí de Ashdod entre mediados y fines de enero.

“Una designación de ‘material peligroso’ en el manifiesto menciona sustancias explosivas y detonadores, pero no se dan otros detalles. (Ibíd.)

Vale la pena señalar que un embarque similar de tamaño anormal de munición estadounidense a Israel fue programado a comienzos de diciembre:

“Documentos de licitación indican que el barco alemán fletado por EE.UU. a comienzos de diciembre también transportó una masiva carga de armas que pesó más de 2.600 toneladas y que llenó hasta 989 contenedores estándar de 20 pies hacia Ashdod desde Carolina del Norte.” (Press TV, 10 de enero de 2009)

¿Están conectados estos grandes embarques de municiones con la invasión de Gaza?

La solicitud del Pentágono de transportar munición en un barco mercante, según Reuters, fue hecha el 31 de diciembre, 4 días después del comienzo de los bombardeos aéreos de Gaza por jets de caza F-16.

Analistas han concluido apresuradamente, sin evidencia, que los dos embarques de “munición” tenían el propósito de aprovisionar a las fuerzas armadas de Israel en apoyo a su invasión militar de Gaza.

“Un experimentado analista militar en Londres que se negó a ser identificado dijo que, por la fecha escogida, los embarques podrían ser “irregulares” y vinculados a la ofensiva en Gaza.” (Reuters, 10 de enero de 2009)

Esos informes se equivocan. La entrega de munición siempre precede el comienzo de una operación militar. La munición requerida bajo la “Operación Plomo Fundido” fue decidida en junio de 2008. Después del pedido de Israel bajo el programa de ayuda militar de EE.UU. a Israel, el Congreso de EE.UU. aprobó en septiembre de 2008 la transferencia de 1.000 Unidades de Bombas Guiadas de Pequeño Diámetro 39 guiadas por GPS (GBU-39) de alta precisión, revienta-búnkeres.

Las bombas inteligentes GBU 39 producidas por Boeing fueron entregadas a Israel en noviembre. Fueron usadas en los ataques aéreos iniciales contra Gaza:

“…La Fuerza Aérea de Israel ha utilizado la nueva Bomba de Pequeño Diámetro GBU-39 de bajo peso adquirida de EE.UU. en los recientes ataques en Gaza. El [Jerusalem] Post mencionó las nuevas armas pedidas en septiembre pasado que llegaron el pasado mes [noviembre], y que ya fueron puestas en acción por los aviones de la FAI. Esas armas podrían haber sido desplegadas por los Boeing/IAF F-15Is, ya que hasta ahora las armas de pequeño diámetro [GBU-39] están aprobadas solamente para ese tipo de avión.

Es muy poco probable que la mayor parte del armamento incluido en esos dos grandes embarques, programados para la llegada a Israel a fines de enero, tenga el propósito de ser utilizado en la operación militar de Israel en Gaza. La GBU-39 es liviana (130 kg.) Todo el embarque de GBU 39 (1.000 unidades) sería del orden de sólo unas 130 toneladas. En otras palabras, las especificaciones de la GBU 39 no corresponden a la descripción de los embarques de munición “excepcionalmente grandes” y “pesados.”

Escenario de escalada

El embarque ordenado el 31 de diciembre es del orden de 3.000 toneladas, una carga excepcionalmente grande y pesada de “munición” que apunta a la transferencia de armamento pesado a Israel.

Según declaraciones militares de EE.UU., la munición es para almacenamiento, para ser utilizada “a corto plazo” en la eventualidad de un conflicto.

“Este embarque previamente programado es rutinario y no en apoyo a la actual situación en Gaza… Las fuerzas armadas de EE.UU. pre-posicionan arsenales en algunos países en caso de que necesiten suministros a corto plazo.” (Reuters, 10 de enero de 2009, énfasis agregado)

Sea cual sea la naturaleza de esos grandes embarques de armas, son realizados expresamente para ser utilizados en una futura operación militar en Oriente Próximo.

Desde el lanzamiento de la Operación Teatro Irán a Mediano Plazo (TIRANNT) en mayo de 2003, se ha visualizado un escenario de escalada involucrando acción militar dirigida contra Irán y Siria. TIRANNT fue seguida por una serie de planes militares relacionados con Irán. Numerosas declaraciones oficiales y documentos militares de EE.UU. han apuntado a una guerra expandida en Oriente Próximo.

Lo que sugieren estos embarques es que el “escenario de escalada” no sólo prevalece, sino que ha alcanzado una etapa más activa en el proceso de planificación militar de EE.UU. e Israel.

No se sabe si esas armas serán utilizadas o no. El problema central al respecto, es si la invasión de Gaza forma parte de una aventura militar más amplia dirigida contra el Líbano, Siria e Irán, en la que se utilizará armamento más pesado, incluyendo las bombas revienta-búnkeres hechas en EE.UU.

Historia de los embarques de armas de EE.UU. a Israel

La acumulación de bombas revienta-búnkeres hechas en EE.UU. por parte de Israel ha sido continua desde 2005:

“EE.UU. venderá a Israel cerca de 5.000 bombas inteligentes en uno de los mayores acuerdos sobre armas entre aliados en años.

Entre las bombas que recibirá la fuerza aérea [israelí] hay 500 revienta-búnkeres de una tonelada que pueden penetrar paredes de hormigón de dos metros de grosor; 2.500 bombas regulares de una tonelada; 1.000 bombas de media tonelada; y 500 bombas de un cuarto de tonelada. Las bombas que Israel está adquiriendo incluyen versiones transportadas por aire, unidades de navegación, bombas de entrenamiento y detonadores. Son guiadas por un satélite israelí existente utilizado por los militares.

La venta aumentará los suministros existentes de bombas inteligentes de Israel. El Pentágono dijo al Congreso que las bombas tienen el propósito de mantener la ventaja cualitativa de Israel [contra Irán], y de fomentar los intereses estratégicos y tácticos de EE.UU.” (Jewish Virtual Library: 21-22 de septiembre de 2004, Haaretz / Jerusalem Post.)

Los embarques reales de bombas revienta-búnkeres hechas en EE.UU. comenzaron en 2005. EE.UU. aprobó en abril de 2005 la entrega de:

Unas 5.000 “armas inteligentes lanzadas desde el aire” incluyendo unas 500 bombas revienta-búnkeres BLU 109. Se dice que la munición (revestida de uranio) es más que ‘adecuada para encarar toda la gama de objetivos iraníes, con la posible excepción de la instalación subterránea en Natanz, que podría requerir la [más poderosa] revienta-búnkeres BLU-113 [una variante de la GBU 28]’” (Vea Michel Chossudovsky, Planned US-Israeli Nuclear Attack on Iran, Global Research, 1 de mayo de 2005)

La BLU-109 es más pequeña que la GBU 28. “Es una ojiva de 900 kilos que puede ser utilizada en combinación con un sistema de posicionamiento GPS […] y puede penetrar hasta 4,5 metros de hormigón reforzado.”

Durante el apogeo de la Guerra del Líbano en agosto de 2006, un gran embarque de bombas GBU 28 de 2,2 toneladas fue enviado a Israel, según el New York Times.

La GBU 28 es producida por Raytheon. Fue usada contra Iraq en la Guerra del Golfo de 1991, y tiene la capacidad de penetrar unos 6 metros de hormigón reforzado. (Haaretz, 9 de noviembre de 2008 ) En contraste con las bombas inteligentes GBU 39 (130 kg) utilizadas contra Gaza, cada GBU- 28 pesa 2,2 toneladas.

“La Unidad de Bomba Guiada 28 (GBU- 28 ) es un arma especial desarrollada para penetrar centros de comando iraquíes reforzados ubicados profundamente bajo tierra. La GBU-28 es una munición convencional de 2.270 kilos guiada por láser que utiliza una ojiva penetradora de 2.000 kilos.” Federation of American Scientists.

Los recientes embarques excepcionalmente grandes de armamentos a Israel forman parte del acuerdo de 2004 entre Washington y Tel Aviv, financiado por la ayuda militar de EE.UU. a Israel.

Como antes mencionado, existe un historial de entregas de bombas revienta-búnkeres (incluida la GBU 28 ) que data de 2005. Aunque no se conoce la naturaleza y la composición de estos recientes embarques de armas a Israel, se sospecha que incluyen la versión más pesada de las bombas revienta-búnkeres, incluida la GBU- 28 .

A este respecto, vale la pena señalar que el verano pasado, Israel solicitó al Pentágono la entrega de bombas revienta-búnkeres GBU-28. El propósito declarado era utilizarlas en la eventualidad de una operación militar dirigida contra Irán.

En septiembre de 2008, según informes de prensa estadounidenses e israelíes citando a responsables del Pentágono, la solicitud de Tel Aviv fue rechazada. Según los informes, Washington se negó categóricamente a entregar el embarque de bombas revienta-búnkeres GBU 28 para ser utilizadas para atacar instalaciones nucleares de Irán. “En su lugar” Washington aceptó entregar la liviana GBU-39 para uso contra Gaza.

EE.UU. había “rechazado una solicitud israelí de equipamiento militar y apoyo que mejoraría la capacidad de Israel de atacar instalaciones nucleares de Irán.”

Los estadounidenses vieron la solicitud [de Israel], que fue transmitida (y rechazada) al más alto nivel, como una señal de que Israel se encuentra en etapas avanzadas de preparativos para atacar Irán. Por ello advirtieron a Israel que no atacara, diciendo que un tal ataque debilitaría los intereses estadounidenses. También exigieron que Israel les diera aviso previo si a pesar de ello decidía atacar a Irán. A comienzos de septiembre, Haaretz informó que la solicitud había incluido bombas “revienta-búnkeres” GBU- 28 .

A mediados de septiembre, EE.UU. aceptó en su lugar la venta a Israel de 1.000 bombas “revienta búnkeres” GBU-39 que expertos militares israelíes dijeron “suministraría una poderosa nueva arma” en Gaza, informó Associated Press.

Así que: cuando Israel solicitó armas que EE.UU. pensaba que serían utilizadas para bombardear Irán, EE.UU. dijo no, y agregó explícitamente que no deseaba ver un ataque israelí contra Irán. Y no hubo un ataque israelí contra Irán. (Defense Update.com, diciembre de 2008 )

Desinformación mediática

Las declaraciones oficiales y los informes de prensa son engaños. Israel y EE.UU. siempre han actuado en estrecha coordinación. Washington no “exige que Israel le dé aviso previo” sobre una operación militar:

El informe en Haaretz sugiere que el gobierno de Bush se mostró inflexible y no quiso que los israelíes atacaran Irán. En los hechos, los informes sugirieron que EE.UU. derribaría aviones israelíes, si trataban de atacar Irán:

“Autorización de espacio aéreo: Un ataque contra Irán aparentemente requeriría paso por espacio aéreo iraquí. Para que esto ocurriera, se necesitaría un corredor aéreo que los aviones de caza israelíes podrían cruzar sin ser atacados por aviones o misiles antiaéreos estadounidenses. Los estadounidenses también rechazaron esta solicitud. Según un informe, para evitar el tema, los estadounidenses dijeron a los israelíes que pidieran permiso al primer ministro iraquí Nuri al-Maliki, siguiendo la línea de que “Si lo deseáis, coordinad con él.” (Haaretz 9 de noviembre de 2008 )

El informe israelí es engañoso. Israel es aliado de EE.UU. Las operaciones militares son estrechamente coordinadas. Israel no actúa sin la aprobación de Washington y EE.UU. no derriba los aviones de su mejor aliado.

La naturaleza y la composición de los recientes embarques de armas de EE.UU. a Israel

Esos embarques extraordinariamente grandes de munición requerirían normalmente aprobación del Congreso. Que sepamos, no existe un registro público de aprobación de embarques extraordinariamente grandes de “munición” pesada a Israel.

La naturaleza y la composición de los embarques no son conocidas. ¿Fue aceptada la solicitud de Israel de entrega de la GBU 29 de 2,2 toneladas, soslayando al Congreso de EE.UU.? ¿Forman parte del embarque de 3.000 toneladas a Israel bombas GBU 28, cada una de las cuales pesa 2,2 toneladas? ¿Hay bombas tácticas mini-nucleares revienta-búnkeres en el arsenal de Israel? Son preguntas que hay que presentar en el Congreso de EE.UU.

Los dos embarques de “munición” deben llegar a Israel, respectivamente, no después del 25 y el 31 de enero.

El secretario Robert Gates, quien sigue dirigiendo el Departamento de Defensa, asegura la continuidad de la agenda militar.

Preparando una confrontación con Irán: Reforzando el sistema de defensa de misiles de Israel

A principios de enero, el Pentágono envió unos 100 militares a Israel desde el Comando Europeo de EE.UU. (EUCOM) para ayudar a Israel a establecer un nuevo sofisticado sistema de advertencia previa de radar

X-band. Este proyecto forma parte del paquete de ayuda militar a Israel aprobado por el Pentágono en septiembre de 2008 :

“El gobierno israelí solicitó el sistema para que ayude a defenderse contra un potencial ataque con misiles desde Irán. El Secretario de Defensa Robert M. Gates aprobó la orden de despliegue a mediados de septiembre. …

Una vez que el sistema sea totalmente operacional podrá rastrear e identificar objetos pequeños a gran distancia y a altitud muy elevada, incluyendo el espacio, según responsables de la Agencia de Defensa de Misiles de EE.UU. También integrará las defensas de misiles de Israel a la red global de detección de misiles de EE.UU.

“Esto capacitará a los israelíes para que rastreen misiles balísticos de medio y largo alcance muchas veces mejor que lo que les permite su actual sistema de radar,” dijo Morrell. “Más que duplicará el alcance de los radares de defensa de misiles de Israel y aumentará su tiempo disponible para un enfrentamiento.”

Esto, dijo, realzará considerablemente las capacidades defensivas de Israel. “Existe una creciente amenaza de misiles balísticos en la región, particularmente desde Irán,” dijo Morrell. “Y nadie en la región debiera sentirse más nervioso sobre esa amenaza que los israelíes. Y obviamente es así, y han pedido nuestra ayuda.” (Defense Talk.com, 6 de enero de 2009, énfasis agregado.)

El nuevo sistema de radar X-band “permite una intercepción poco después del lanzamiento sobre territorio enemigo en lugar de amigo.” (Senador Joseph Azzolina, Protecting Israel from Iran’s missiles, Bayshore News, 26 de diciembre de 2008 ).

El radar X-band “integraría las defensas de misiles de Israel a la red global de detección de misiles de EE.UU., que incluye satélites, buques Aegis en el Mediterráneo, el Golfo Pérsico y el Mar Rojo, radares Patriot e interceptores basados en tierra.” (Ibíd.)

Lo que esto significa es que el que decide es Washington. EE.UU. y no Israel controlaría el sistema de Defensa Aérea: “Es y seguirá siendo un sistema de radar de EE.UU.” dijo el portavoz del Pentágono Geoff Morrell. “Así que esto no es algo que estamos regalando o vendiendo a los israelíes y es algo que probablemente requerirá personal de EE.UU. en el terreno para lo opere.” (Citado en Israel National News, 9 de enero de 2009, énfasis agregado).

En otras palabras, los militares de EE.UU. controlan el sistema de Defensa Aérea de Israel, que está integrado en el sistema global de defensa de misiles de EE.UU. Bajo esas circunstancias, Israel no puede lanzar una guerra contra Irán sin el consentimiento del Alto Comando de EE.UU.

Los grandes embarques de munición de EE.UU., que deben llegar a Israel después de la toma de posesión de Barack Obama como Presidente de EE.UU. y Comandante en Jefe, forman parte del programa más amplio de cooperación militar entre EE.UU. e Israel en relación con Irán.

El refuerzo de las defensas de misiles de Israel en combinación con los grandes embarques de armas de EE.UU. forma parte de un escenario de escalada, que podría llevar al mundo a una guerra más amplia en Oriente Próximo bajo un gobierno de Obama.

¿Nueva Guerra Fría?

Ha habido un refuerzo militar de ambos lados. Irán ha reaccionado ante la iniciativa de Israel y EE.UU., reforzando su propio sistema de defensa contra misiles con el apoyo de Rusia. Según informes (21 de diciembre), Moscú y Teherán han estado teniendo conversaciones sobre el suministro por Rusia de “sistemas de defensa aérea de mediano alcance – específicamente, sistemas de misiles tierra-aire S-300”

Michel Chossudovsky es profesor de economía y director del Centre for Research on Globalization (CRG), Es autor de America’s “War on Terrorism”, Global Research, Montreal 2005

Articulo de: Global Research
Michel Chossudovsky
Traducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens
http://www.rebelion.org

Published in: on enero 17, 2009 at 10:58 pm  Comments (12)  
Tags: , , , , ,

Venezuela & Rusia

1216762194_g_0
22/07/2008, MOSCÚ.- El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha ofrecido a Rusia erigir bases militares de apoyo en su territorio, informó la agencia de noticias rusa Interfax desde Moscú, donde se encuentra de visita el mandatario.

“Rusia tiene suficiente potencial como para garantizar su presencia en diferentes partes del mundo. Si las Fuerzas Armadas rusas quieren estar en Venezuela, serán recibidas calurosamente”, apuntó Chávez.

En vista de la controvertida construcción del escudo antimisiles estadounidense en el centro de Europa, Moscú había amenazado a Washington con tomar medidas en el mismo sentido. Rusia está en contra del estacionamiento de un radar en la República Checa y una base de misiles en Polonia porque ve su seguridad amenazada por ello.

El lunes, el diario moscovita ‘Izvestiya’ aseguró que la Fuerza Aérea rusa estudia trasladar bombarderos de largo alcance a Cuba en respuesta al sistema de defensa antimisiles que Estados Unidos planea instalar en Europa central.

Chávez dijo que Venezuela se encontraba tan bien posicionada como Cuba. “Izaremos las banderas, golpearemos los tambores y cantaremos canciones porque será porque están aquí nuestros aliados, con los que nos une la misma visión del mundo”, afirmó Chávez en conferencia de prensa.

Compra de armamento
El líder venezolano tenía previsto firmar en Moscú cuatro importantes acuerdos de cooperación energética entre compañías petroleras y gasísticas de ambos países. Pero también aprovechó su viaje a Rusia para dejar claro que, frente a lo que denominó “agresivos planes” de Estados Unidos —en referencia a la recuperación de su VI Flota—, al que acusó de “albergar planes de invasión de Venezuela”, su país está “en proceso de rearme de las Fuerzas Armadas”.

“Ya hemos cerrado la entrega de los (cazas rusos) Su-30”, señaló Chávez en rueda de prensa, según la agencia rusa Interfax.

Chávez añadió que Venezuela también “trabaja en la integración de su sistema antiaéreo, que garantizará la seguridad a corto medio y largo alcance”, proceso en el que le asisten Rusia y Bielorrusia.

La agencia Interfax informó erróneamente, con anterioridad, de que Chávez había anunciado planes de compra de moderno armamento ruso por valor de 30.000 millones de dólares en los próximos cuatro años, lo que fue desmentido posteriormente por el presidente veneolano.

La ‘amenaza’ de EEUU
“No sé de dónde ha salido dicha cifra: 30.000 millones de dólares en cuatros años. Hay diferentes cifras, ya que es un proceso dinámico”, replicó el presidente venezolano, según la agencia RIA-Nóvosti.

Chávez señaló el martes, a su llegada a Moscú, que la compra de armas rusas servirá para garantizar “la soberanía de Venezuela, que es amenazada por Estados Unidos “.

Según el diario digital Gazeta.ru, el líder venezolano abordó durante su visita “una serie de importantes contratos de suministros de armas”, que medios oficiales no confirmaron.

De acuerdo con esa fuente, Caracas negocia la compra de veinte sistemas antiaéreos Tor-M1, los mismos que Irán adquirió a finales de 2005; tres submarinos diesel-eléctricos de la clase “Varshavianka” y otros seis de la clase Amur; diez buques de superficie de distinta clase; veinte aviones patrulla Il-114 y diez helicópteros Mi-28N.

Chávez adelantó antes de viajar que Rusia se había mostrado dispuesta a conceder al país sudamericano un crédito de hasta 800 millones de dólares para la compra de armas.

Murio la hegemonia yankee y nuestros revolucionarios estan protegidos por los paises comunistas Las FARC estan venciendo por que el pueblo y las fuerzas revolucionarias estan unidos y defienden a colombia de los naziyankees

RUSSIAN NUCLEAR BOMBER JETS LANDS IN VENEZUELA SOUTH AMERICA

Hugo Chavez & Russia
Mas informacion sobre este tema: Aqui , Aqui , Aqui y Aqui

Published in: on enero 2, 2009 at 3:09 pm  Dejar un comentario  
Tags: , , , , , ,

World War III incoming – fasten your seatbelts folks.


Video extraido de : http://es.youtube.com/user/galaxydreams

Published in: on diciembre 29, 2008 at 4:35 pm  Comments (2)  
Tags: , , , ,

Israel listo para atacar Iran: Fox news y CBS news 07-12-2008

 

Israel presiona U.S.A  para atacar Iran antes del final del mandato de Bush: CBS news

 

 

Cuanto tiempo nos queda?

Published in: on diciembre 10, 2008 at 12:43 pm  Comments (1)  
Tags: , , , , , ,